No necesitas ser un monje para conocer la meditación

organiza tu tiempo para meditar a diario

Una de las trampas mentales con la que nos cruzamos aquellos que estamos en la búsqueda del despertar de la conciencia a través de la meditación es pensar que no están dadas las condiciones para obtener un beneficio de ésta práctica.

Pensamos: “La cantidad de tiempo que puedo dedicarle es muy poca, no alcanzará, en un futuro estaré más organizado y comenzaré.”

Hay muchas cuestiones que nos llevan a ésta conclusión, y claramente son recursos de nuestra mente, del ego que no se resigna a dejar paso a tu verdadero ser.

Una de las más comunes trampas es pensar que se necesitan horas de meditación diaria, una vida equilibrada en todos los sentidos, relajado viviendo en un lugar apacible para conseguir algún beneficio… Si bien obviamente no se puede negar las ventajas de éstas condiciones y dedicación, estamos perdiendo de vista el increíble poder de cambio que tiene el meditar al menos 30 minutos por día.

Seguramente puedes hacerte ese espacio para ti, antes de ir al trabajo, al regreso, al irte a dormir, etc. Busca el orden en tus tareas y encontrarás la manera.

Apunta tus energías hacia la constancia, la disciplina de hacerte el espacio. Ve día por día, cumple tu agenda de al menos 15 o 30 minutos y siéntete bien por haber completado tu objetivo.

Ésta práctica hará entrar a tu mente en nuevos niveles del consciencia, y pronto verás que puedes organizarte hacia una vida más saludable y ordenada. En el día a día tenemos a cargo de todas las decisiones a la mente, que ya sabemos le fascina complicar las cosas… dramatizar… Con ésta práctica pondrás a cargo a una entidad superior, a tu verdadero ser que está silenciado por el griterío constante de las ideas.

Comienza hoy mismo, en lo posible lleva registro del tiempo dedicado por día, toma notas de los cambios que vayas sintiendo. Y te recuerdo nuevamente, ve día a día, no pienses en lo que te falta sino en lo que logras, felicítate por cada minuto que dedicas, porque con cada uno estás más cerca del despertar y ver lo maravillosa que es tu existencia.

Finalmente, les dejo a modo ilustrativo un video ya muy conocido, donde se entrevista a un monje budista que a su vez es un biólogo científico. Da una mirada clara acerca de qué es la meditación y cómo meditar, haciendo hincapié en las dificultades que se presentan al comienzo y sus beneficios.

Tenemos un comentario en “No necesitas ser un monje para conocer la meditación

  1. ¡Muy buen artículo!

    Sin duda, la meditación es excelente, llevo poco tiempo practicando pero diario, estoy empezando con 10 minutos diarios e ir aumentando gradualmente el tiempo.

    En los días que llevo, me siento bien y tranquilo, obviamente la sabiduría y el despertar llegará a su tiempo, con la constancia y el esfuerzo.

    Recomiendo mucho la meditación para absolutamente todo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website